Región Centro

Se expande a Entre Ríos la polémica por el glifosato

Sección
Políticas Públicas
Fecha de publicación
6 de diciembre de 2017

Después de que el Consejo Municipal de Rosario diera marcha atrás con la ordenanza que buscaba prohibir la aplicación del herbicida glifosato en los campos de la zona, la polémica sigue firme de la mano de las organizaciones ambientalistas que prometen continuar dando pelea y ahora, además se abre un nuevo frente de tormenta, en este caso en la provincia de Entre Ríos.

El Consejo Municipal de la ciudad de Paraná aprobó el jueves pasado un proyecto presentado por la concejal Claudia Acevedo (Cambiemos) que "prohíbe la utilización, comercialización, circulación y aplicación de cualquier tipo de producto químico o biológico de uso agropecuario, destinado a la fumigación o la fertilización que contenga glifosato y agroquímicos derivados, con el objeto de asegurar la protección de la salud humana y el medio ambiente".

Nuevamente, y tal como sucedió en Rosario, las entidades de productores y organizaciones agropecuarias detallan que no fueron llamadas al debate y que el quid de la cuestión está en las denominadas Buenas Prácticas Agrícolas (BPA), es decir que la clave está en la correcta aplicación de este tipo de fitosanitarios, siguiendo normas indispensables tendientes a resguardar la salud.

Justamente, los concejales rosarinos encabezados por el PRO y el Frente Progresista Cívico y Social, ahora proponen modificar la ordenanza y en lugar de prohibir el glifosato, buscarán controlar su uso con un protocolo que deberá ser redactado por la Secretaría de Ambiente de la Municipalidad de Rosario.

Los ediles informaron que esta propuesta será tratada mañana en la comisión de Ecología, y que se debatirá el jueves próximo en lo que será la última sesión del año.

En este contexto Osvaldo Miatello (PJ), el concejal autor del proyecto que busca prohibir este fitosanitario promete no darse por vencido y dar pelea en la comisión de Ecología y Medio Ambiente que justamente preside.

Lo cierto es que de los siete integrantes de la comisión tres votarían en contra y cuatro a favor de modificar la ordenanza, por lo que todo indica que la iniciativa de Miatello no llegará a buen puerto.

Entonces, mientras en Rosario y luego del reclamo de los productores agropecuarios y entidades del sector, el uso del glifosato no se prohibiría pero si se estipularían una serie de regulaciones, en Paraná la historia recién comienza.

Por lo pronto, una vez más, las entidades de productores buscarán ser llamadas al debate con el objetivo de pelear la resolución.

El panorama se torna todavía más complicado porque, en los Concejos Deliberantes de Gualeguaychú y Concordia se presentaron iniciativas similares, que apuntan a la prohibición del uso de los fitosanitarios, aunque todavía no fueron tratadas en los respectivos recintos.

Puntualmente en Gualeguaychú, el intendente Martín Piaggio elevó un proyecto de ordenanza que prohíbe, sin excepciones, el uso, aplicación, movimiento, comercialización de agroquímicos en todo el ejido de la ciudad.

El proyecto de ordenanza será tratado en la próxima sesión del Concejo agendada para esta semana.

Por su parte en Concordia, el concejal radical Esteban Benítez, impulsor del proyecto detalló que en principio espera que "se prohíba el uso en la ciudad, sobre todo en parques y jardines si es que lo utilizan, y luego ver quiénes comercializan y a quién le venden".

Mientras tanto los productores agropecuarios esperan que el antecedente rosarino les juegue a favor en las ciudades de Entre Ríos donde se busca prohibir este tipo de agroquímicos y buscan reunirse con los respectivos concejales en breve.

Así es que la polémica está abierta y promete más movimiento para los próximos días.

Envíe esta noticia a un amigo

Puede enviar la noticia a varias personas separando las direcciones con comas.

Desarrollado por 27Sur